martes, 13 de diciembre de 2011

Poema de mayo de 2.010


LA GALLINA CIEGA


Parece que muere el mar en una ola,
el arco de unos brazos sin contenido.
Parece que uno está viejo, cansado,
que las horas vienen a merendárselo
hambrientas de sueños y batallas perdidas;
que no queda hálito
para danzar alrededor de una hoguera,
aguantar sobre pies de plastilina
el peso de la edad
que nos adormece con sus sicarios.

Parece que la vida se asoma, te silba y se esconde
mientras avanzamos a tientas para asirla
y, antes de que huya, arrancarle un laudo propicio.

3 comentarios:

Mila dijo...

¿Parece o es?, María. Atrévete a decidir en este poema, ya lo hace bastante la vida por nosotros, como dice tu último verso, y no siempre de manera propicia. Me gusta mucho el alma del poema, sobre la forma mejor Tino, que yo. Bss.

tino dijo...

Por alusiones. Mila, tú eres buena y la mejor cuando, con esa intuición propia, eres capaz de decirle a María un ¡ atrévete! El atrevimiento de tomar una postura es rompedor y nos hace más dignos. En el caso de este poema tengo que decir que con la expresión "parece que" da la sensación de no aterrizar, de ambigüedad y sin embargo es la forma más sutil para decir lo que sigue que es la afirmación de lo contrario: Parece pero no es así...Por eso, uniéndome a tu comentario sobre el contenido, creo que al poema le falta un verso final. De no ser así, y atreviéndome a leer la intención implícita de Maria pregunto si así no es mejor dejando que cada uno ponga su propio final, un final en esta cadena de "pareceres".
En cuanto a la forma creo que hay palabras que largas, como merendarselo, que rompen la musicalidad de todo lo anterior. Lo que sigue es demasiado denso y apretado como para unirlo todo en una estructura de único párrafo.
Pero la autora es soberana y sabe el por qué de lo que ha escrito.
En mi modesto entender me quedo con la última estrofa. Es la mejor, la más directa, la que realmente sugiere. La primera, salvando alguna que otra metáfora, es demasiado larga...
de todas maneras felicito a María por estos versos de la doble intención...
Un abrazote para las dos.

Mamen Alegre dijo...

¿Jugando la vida a la gallina ciega?
Parece que la ola nos trae el mar y se lo lleva y que nos silva hogueras que no apaga, parece que la edad no pesa cuando vienen las horas a darse festines, parece que una tarde basta para decir que no parece, que es suerte el teneros y decirlo.

Parece que Mila es lo que dice Tino, que Tino dice mucho como siempre para que María se atreva cada día más y nosotros lo disfrutemos.

Abrazos y besos.