miércoles, 9 de febrero de 2011

JOSÉ MARÍA CARRASCOSA GONZÁLEZ

Un poco sobre José María:

Nace en Linares (Jaén). Es Doctor en Filosofía Pura (Facultad de Filosofía y Ciencias de la Educación, Universidad Católica Nuestra Señora de la Asunción. Paraguay) y Licenciado en Teología por la Universidad de Comillas (Madrid).

Su actividad profesional ha discurrido, fundamentalmente, en el ámbito universitario tanto en España como en países hispanoamericanos. En 1969 desempeñó el cargo de Decano en la Facultad de Artes y Ciencias de la Universidad Católica de Salta (Argentina); Profesor asociado en la Universidad J. F. Kennedy en Buenos Aires; en 1971 colaboró como Profesor-Invitado en la Facultad de Humanidades de la Universidad Católica de la Asunción (Paraguay), siendo en 1975 Director-Encargado de la Escuela de Filosofía de la Universidad Andrés Bello de Caracas (Venezuela). Ha ocupado el cargo de Vicedirector de la Escuela de Formación del Profesorado de EGB (1981-1992) y de la Escuela de Trabajo Social (1990-1992) en la Escuela Universitaria Antonia López Arista de Linares (Jaén).




Ha sido profesor titular de Metafísica, Teodicea, Ética, Sociología, Antropología y Didáctica de las Ciencias Sociales, en España y en América; Director de cursos especiales de Psicología en la Universidad de Caracas y de Cursos de Posgrado (Perfeccionamiento Profesional) en Educación Superior en Caracas.

Ha publicado, en colaboración con el Prof. Luis Rabaneda Sánchez (1999), en el Instituto de Estudios Giennenses de la Diputación Provincial de Jaén, en la colección “Investigación”, la obra Linares, de Aldea a Villa (siglos XIII-XVI). También, el libro de poemas "Tiempo de hombre" publicado por Imcrea en 2008. Es coautor con Fernando Jiménez Hernández-Pinzón de las obras Encuentros en el Ágora (2007) y coautor con Fernando Jiménez y Antonio Espinosa de Los colores del agua (Diálogo a tres bandas). Es Consejero Titular del Centro de Estudios Linarenses y Vocal del Consejo de Dirección del mismo.

José María, que la tierra te sea leve. Descansa en paz.

2 comentarios:

Manuel Romero Higes dijo...

Muchas gracias por la reseña amigo. Nos queda —de inmenso valor— su obra y su recuerdo.

tino dijo...

Gracias a ti por traerlo a esta mesa internauta de Página 72. Un abrazo.