miércoles, 3 de agosto de 2016

Solución segunda






Quizas

la solución no sea

ocultarse,

quizás


la solución sea


                         llegar,

anidar palabras,

fabricar luz
con sus porciones,

habitar los miedos,

                         sangrarlos,

estar más en esta parte
que en ninguna otra,

escribir con música

cerca de los muros,

vaciar el cajón


de las desolaciones.




                                                                                         Mamen Alegre

3 comentarios:

María Blázquez dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
María Blázquez dijo...

Bello, Mamen, íntimo y evocador. Besos.

Faustino Lobato dijo...

Magníficos versos. Gracias por compartir.